Seguidores

8 dic. 2008

RAPUNZEL


















Canónigos.
Hierba de los canónigos.Valerianela
Lechuga de campo
Rapunzel en Alemania.

Canónigos o rapunzel es una planta silvestre conocida en Europa. Se cultivaba en los monasterios y de ahí el nombre de canónigos.





El cuento de Rapunzel
De los hermanos Grimm,

15 comentarios:

  1. ¡Me encanta la ensalada de canónigos! Y otra, con una planta similar, pero no igual: los berros, que no se comercializan.

    ResponderEliminar
  2. He pensado que nos habías preparado otro cuento. A mi hija Sandra -es la pequeña- mi pequeña, le gustan mucho los canónigos en ensalada. Yo los encuentro con un sabor muy neutro aún más soso que el de las lechugas pero como lo mejor que podemos hacer es variar, cuando los encuentro, suelo comprar una bolsita.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Pedro, a mí tambien me gustan, pero estoy de acuerdo con Franziska, tienen el sabor algo mas soso y prefiero la lechuga.

    Esta aclaración surgió cuando mi nuera sacó la bandeja de -según ella- rapunzel y yo le comenté que en España lo llamamos canónigos, y a continuación me aclaró el origen del cuento.

    No lo he puesto, pero si, su enlace para el que lo quiera leer.

    Un abrazo a los dos

    ResponderEliminar
  4. Hola Kety, Al leer Rapunzel, me acordé de aquella muchacha de los trenzas deñ color del oro que le crecían y crecían. Parece ser que si nos gusta un cuento determinado cuando somos pequeños es porque tiene su signficado en nosotros. Rapunzel, siempre fue mi preferido. Algún día me lo analizaré.

    Besos.

    ResponderEliminar
  5. Ya veo que has vuelto y andas envuelta y a vueltas con lo pocos sabroso que resultan los canónigos. Yo creo que serán más salados los seminaristas, y más tierno, aunque nunca llegarán al bocatto di Cardinale ni a teta de novicia...
    La gastronomía y el clero. ¡Otro filón!
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  6. gracias por hacerme conocer esta ensalada..........
    siempre se aprende algo y encima relacionado con un cuento tan bonito......
    gracias y un abrazo

    ResponderEliminar
  7. Anda, pues yo no conocía esta historia. Es curioso la variedad de nombres que puede tener el mismo objeto, eh?.
    El último cuento que publiqué y que escribió María fue Rapunzel. No sé si lo leíste.
    Gracias, Kety, por tu acróstico. Precioso regalo.
    Un abrazo.
    Conchi

    ResponderEliminar
  8. Muy buena la información Kety.

    Ya te falta menos para decir que "eres una berlinesa más"



    Yo conozco más los berros desde que era cría. Recuerdo haber ido a cogerlos alguna veces.
    Besos, P.

    ResponderEliminar
  9. Luz, me alegro de traerte buenos recuerdos.

    PMT, hablas con propiedad ¿? o simple sugerencia.

    Adrisol, qué bueno verte por aquí. Gracias

    Conchi, si había leido tu cuento, precisamente me chocó y surgió el comentario que explico.

    Puri, no creo volverme berlinesa, me gustan mis raíces, aunque hay costumbres alli -como aquí- que me gustan mucho, ya las iré contando.
    Continuará ;-)

    Un abrazo a todos

    ResponderEliminar
  10. Excelente tu blog.
    Te deseo felices fiestas de Navidad.
    Mi blog es http://loyteperis.blogspot.com

    ResponderEliminar
  11. Gracias Kety por tu felicitación y que lo pases lo mejor posible con el encanto de tu familia.
    Los canónigos no me van son un poco gruesos y no me entran por el ojo, aquí por mi tierra salen muchos entyre los arroyos.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  12. Amiga, a uno los canonigos, en la ensalada, le encantan, aunque creo que en la ensalada cualquier cosa esta buena.

    Antiqva, por las noches, hace como aquel personaje de LA HOJARASCA de Garcia Marquez: "comer yerba, si, si..., de esa que se da a los burros..." decia el personaje.

    Que maravillosa novelita me recordastes.

    Un abrazo, amiga

    ResponderEliminar
  13. Hola Kety
    No sabía que mi ensalada favorita, tan cómoda además, tuviera el nombre de la niña del cuento.¿Son los rizos de Rapunzel?
    A LA CAMA NO TE IRÁS...
    Un beso

    ResponderEliminar
  14. No sabía la historia y supongo que debe saber sabrosa en una ensalada.
    Me recuerdan los berros que hay por acá.
    Pero también se parece a la lechuga. En fin amiga, que ya me abriste el apetito.

    Besotes.

    ResponderEliminar
  15. Como la lechuga, berros o espinaca, uyyy me encantan Rapunzel uno de mis cuentos favoritos, los hermanos Grimm mis primeras lecturas gracias a la sapiencia de mi padre, abrazos amiguis!!!

    ResponderEliminar