Seguidores

7 nov. 2008

LOS NIÑOS

La educación y el cariño, es y debe ser compatible.






Barquito de papel:
Sorolla










"PARA QUE TODAS LAS ABUELAS Y MAMAS SEPAN QUE..."
Stella Maris

Los niños no quieren
castillos lujosos,
ni cunas de oro,
ni caros juguetes.

No quieren
la indiferencia,
ni gritos que ensordecen.

Los niños quieren
que estés presente
con tus ojos puestos en ellos,
con palabras serenas
con ejemplos de gema.

Stella Maris

7 comentarios:

  1. Si necesitan que los contengamos que los abracemos con ternura y pestañear juntos, hermoso lo escrito!!!

    ResponderEliminar
  2. y tambien necestan que los padres les digan no. A los niños hay que decirles que no. Que no, que no. Los abuelos existen para darles lo que los papás lesprohiben y para contarles cuentos...

    ResponderEliminar
  3. En resumen que los niños lo que más valoran es el amor y es, además, lo que más necesitan. Y esto es indiscutible porque como todos hemos pasado por la niñez podemos recordar aún lo que nos hacía sentir bien.

    Recuerdo lo feliz que me hacía la presencia de mi madre y su cariño.
    Desde muy pequeña valoré la limpieza de la cama -especialmente cuando permanecía fuera de casa algunos días- entendí muy pronto que el bienestar que mi madre me procuraba era una forma de manifestarme su amor.

    Para concluir, que sí que estoy de acuerdo con la autora.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. Un bello poema escrito por una abuela que adora a su nieta, que sabe lo que necesitan los niños.
    Felicidades a Stella y a Kety.
    Un abrazo para las dos.
    Conchi

    ResponderEliminar
  5. Y creo que también es un poema para los padres.
    Lindo y certero.


    Abrazos amiguita.


    Graciela

    ResponderEliminar
  6. Un bello poema con un bello mensaje, porque todos necesitamos ese amor y cariño. eso es lo más importante para el ser humano.

    Abrazos cariñosos.

    ResponderEliminar
  7. Claro que si, eso es lo que quieren los niños...

    Pero claro, luego terminan creciendo y...

    Un abrazo, amiga

    ResponderEliminar